Pasear por la ciudad de Castro es una forma particular de ver Chiloe resumido en un solo lugar, Palafitos a orillas del mar, Productos del campo en la feria Yumbel, Iglesias que son patrimonios de la humanidad, Artesanía local, arquitectura chilota, bares típicos,  son solo algunos elementos que puedes disfrutar en un paseo de 3 horas de duración.

El punto de partida siempre será la Oficina de Información Turística localizada en la plaza de armas de la ciudad a pasos del emplazamiento de la Iglesia San Francisco (Iglesia Patrimonio de la Humanidad) sigues por la calle Blanco para conocer  una corta calle donde después del maremoto del año 60 se edificaron los primeros edificios de cemento siendo la particularidad que solo su fachada es de concreto solido pues en su interior su edificación es de madera, sigues hacia la zona del puerto y te encuentras la Feria Lillo donde tanto artesanos tradicional como comerciantes ofrecen todo tipo de artesanía tanto local como foránea, junto a estos puestos existen las típicas cocinerías  donde degustar platos principalmente de origen marino, continuas por la calle Pedro Montt (hacia el norte) y después de caminar una cuadra aproximadamente se encuentra la Plazuela del Tren, con una pequeña locomotora que antiguamente tiraba los carros del tren que unía la ciudad de Castro con la ciudad de Ancud, frente a esta plazoleta existen servicios de restaurantes y alojamiento, si continuas por la misma calle encontrar distante unos trescientos metros de esta plazuela los primeros Palafitos del sector de Pedro Montt, zona de bordemar que se ha ido transformando de antiguos palafitos a modernas construcciones que conservan el estilo pero van cambiando la materialidad de la edificación por elementos más actuales, encuentras una serie de servicios turísticos principalmente de alojamiento, continuando por la misma calle se llega a la carretera y justo frente a esta se verán otras casa de palafitos conocidos localmente como palafitos de Pedro Montt primer sector.

Regresando hacia el centro por la calle principal a mano derecha distante unos quinientos metros de los palafitos la comunidad gallega a donado a la ciudad un Cruceiro, una especie de cruz que mescla elementos célticos con elementos cristianos y se instalaban en los cruces de camino antes de ingresar a alguna ciudad, se continua caminando dos cuadras más y se debe doblar a la derecha en la calle Gabriela Mistral se continua por esta por tres cuadras y se visualiza el hospital local y dos cuadras más adelante siguiendo la calle Galvarino Rivero se dobla a la derecha para encontrarse con el Mercado local mas conocido como Feria Yumbel, lugar típico donde cada día de madrugada diferentes locatarios ofrecen sus productos  a los visitantes, manzanas, chicha, mariscos, pescados, flores, artesanía, papas, queso son solo de algunas de los productos del campo que llegan para ser comercializados, regresando hacia la calle Galvarino Riveros al cruzar la calle se puede seguir por calle El Arrayan y se llega al Mirador Millantuy desde donde se contempla todo el centro de la ciudad además de una vista hacia la bahía de Castro, si continuas por se desciende por la calle Augusto Riffart ubicándose aquí el antiguo cementerio Parroquial dependiente de la iglesia Católica, en la intersección de calle Riffart y freire se sigue hacia la derecha y se camina por una calle en la cual aun es posible encontrar algunos ejemplos de arquitectura de casas Chilotas hasta llegar a la plazuela Enrique (antigua Gamboa) mirador natural hacia los palafitos del barrio  Gamboa desde esta plazoleta se puede descender hasta el Mirador Palafitos Barrio Gamboa junto al puente del mismo nombre por el cual se accede a este dinámico barrio que de a poco se ha ido convirtiendo en un barrio turístico de la ciudad, desde aquí se puede retornar al centro o seguir camino hacia el sur por tres cuadras mas para llegar hasta el Casino Enjoy.

Additional information